/ Destacados / Campesinos rechazan reunión con el Indert y organizan protestas

Campesinos rechazan reunión con el Indert y organizan protestas

Campesinos de Guahory apostados frente al Indert rechazaron ayer una reunión propuesta por la institución, al considerar que no hay interés real para solucionar el conflicto de tierras que les afecta, y anunciaron que ya preparan movilizaciones. Para el lunes, planean hacer una cadena humana alrededor de la sede del ente, en Asunción.

Gremios campesinos se suman a las reivindicaciones de las 200 familias que habían sido desalojadas de la colonia Guahory (Tembiaporã, Caaguazú) y prevén una protesta para el lunes, contra el Instituto Nacional de Desarrollo Rural y de la Tierra (Indert). Según informó ayer uno de los organizadores, Onécimo Araújo, la idea es que lleguen hasta la capital entre 2.000 y 3.000 compatriotas de diferentes puntos del país, para hacer una cadena humana alrededor de la manzana donde está ubicada la sede del Indert.

Según lo explicado, la medida busca instalar el debate sobre el incumplimiento del ente rural en su rol de promovedor de la reforma agraria. Además, quieren mostrar a la sociedad que ellos permanecen en zozobra, pues sigue habiendo amenazas de desalojo en otros puntos del país y temen que se ejecuten sin orden judicial.

Por otro lado, se está por acabar el plazo de 20 días de tregua acordado entre campesinos y colonos de Guahory, junto con el presidente del Indert, Justo Cárdenas, sin que hayan llegado a una solución a la problemática.

Rechazan reunión

A través de una nota que no estaba firmada por el titular del instituto, sino por la secretaria general, Rebeca Monín, se solicitó una reunión con los labriegos, pero estos la rechazaron. “Para nosotros, es falta de seriedad”, dijo Araújo.

Luego, por medio de un comunicado, Cárdenas afirmó que pese a la “intransigencia” de los campesinos, “esta institución ratifica su compromiso con los sectores sociales más vulnerables y reitera su voluntad de diálogo”.

Fuente:

0 COMENTAR

Comenta este articulo

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *